Emilia Garcia - Viernes, 14 Octubre 2016

Despedida

La mañana era fría

como el ciprés del cementerio

y el buho flecha que atravesó mi mirada.

 

La mañana era fría.

Fría como el adiós último de tus piés,

tus dedos hambrientos de sábanas

y el dolor que te envolvía.

 

La mañana era fría.

La vida se oscureció después

y ya no hay fulgores en el cielo

ni verdes llameantes

ni crepúsculos que fotografiar.

La belleza se ha cubierto por entero

con el blanco plomizo de las cataratas.

Cierro los ojos y  veo,

hermano mío,

tu perfil ya frío

y siento el hielo 

de la sacudida azul

congelando mis lágrimas.

 

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 3

Comentarios (0)

Déje un comentario

Usted está comentando como invitado.

Cancelar Enviando comentario...

Publica tus poemas
Difunde tus eventos
España e Hispanoamérica

Únete a la más importante...

Red Social de Poesia

Suscríbete al Boletín

museos-200-01

blog-soypoeta-home-200-01

Banner

Mario Benedetti

 

Publicidad gratuita:

Publica tu libro con Bubok

Casa del libro