Soypoeta.com

Información cultural especializada en poesía. Red Social de Poesía

Inicio Especiales Concursos Temáticos XXI Concurso de Poemas Temáticos Red Social de Poesia: "Sostenibilidad"

XXI Concurso de Poemas Temáticos Red Social de Poesia: "Sostenibilidad"

Estado: fase de votación
Fecha: 01/04/2018 - 31/05/2018

Votación hasta el 14 de junio

El "XXI Concurso de Poemas Temáticos Red Social de Poesía" tiene como temática "SOSTENIBILIDAD". Hacer un mundo sostenible es una responsabilidad de todos, pero da la sensación de que los que tienen en su mano el promover esta forma de vida, son los que menos lo hacen. El paso del ser humano por la Tierra ya ha provocado problemas irreversibles, y la lucha contra el cambio climático y optar por un consumo ético y responsable parece una utopía. Si eres de los que tiene claro que es el momento de dar un puñetazo en la mesa para exigir y actuar en pro de un mundo sostenible, envíanos un poema con tu protesta social ante la despreocupación por el medio ambiente, tu forma de respetarlo o tu propuesta para cuidar el mundo pensando en un futuro, porque como decía Wangari Maathai, Premio Nobel de la Paz 2004: “dentro de algunas décadas, la relación entre el medio ambiente, los recursos y los conflictos será tan obvia como la conexión que vemos ahora entre derechos humanos, democracia y paz”. (ver bases)

Poemas ordenados de más a menos votos:

 

Ordenar: más votados | más recientes

Roxana Andrea Vasquez Saenz

  -   Publicado el Lunes, 21 Mayo 2018

SELVA

Están llena de ti  mis memorias

Así como  primaveras de papel y tinta plasmadas

que  han venido de ti desde los árboles se cuelgan mis palabras .

Mirándote ahora  conservando este mundo que me queda

ahora mismo veo como explota tu llanto a mis pies

como se cuela por la tierra agrietada  tus penas


Oh selva! Yo aún te escucho cuando  tu eco pega en las nubes y lo haces  brotar  no creas que te olvidado  mantengo vivas tus esperanzas

Porque esta en ti mi casa mi poesía todo tiene una parte de ti

Mas ellos no saben la razón de ese llanto que  inunda ahora mismo ciudades

es su olvido

 

Ahora mismo se izan banderas en cada continente

Pero tu guardas tu soledad como escudo como mar y corriente

y me susurras que ha pasado con todos aquellos corazones

 

Que en una noche juntaste las estrellas para que ellos vieran sus nombres brillan

tu misma hablaste con el creador para que la luz de la luna fuera tenue y las almas  con su  calidez   mirarán a través la luz de los ojos de su amado

 

Han sido tantas memorias corazones fervientes que tu has conectado

Se que te encierras en los cantos de los pájaros que cantan en el atardecer

Todavía mantienes intacto tu vestido  de anhelos

esa misma que es despertar los corazones dormidos

de todas  esas almas que viven en ti

 

Ya no llores  seca tus lágrimas

abrázame que todavía tenemos horizonte  demás

tenemos  frutos que cosechar  tu ya lo sabrás

Noticias nuevas tú escucharas

de todos aquellos que esta carta en tu memoria leerán

por que después de la noche ellos abrirán  sus ojos y sabrán despertar

recordarán lo que es amor y miran la perfección

mientras cierran los sentidos y navegando en el mar de su ser recordando que cada uno es parte de la perfección



¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 152

Jorge Bergallo

  -   Publicado el Sábado, 28 Abril 2018

Imploración

El mundo es común hogar

nos pertenece y hermana

Pero lo hemos dañado...

¡Está en crisis nuestra casa!

Como humanos aun podemos

Transformarlo, mejorarlo

La cultura es poderosa

También puede arrasarlo.

Hoy se constatan y sufren

Los grandes cambios climáticos

Con sus efectos nocivos

Que algunos llaman catástrofes.

En esta crisis se ha revelado

La madre naturaleza

Quizás sea bueno volver

A mirar culturas viejas.

Preexistentes a occidente

Muchos pueblos convivieron

con los ritmos de natura

Amoldando sus culturas.

Sobre millones de años

Muy reciente es lo humano.

No se puede ser tan necio

y andar siempre a desmano.

La tierra ya no es sustentable

El hombre, la ha desbastado

Muchos poderosos necios

Aun miran para otros lados.

Nuestro poder ciudadano

Puede las cosas cambiar.

Fuera todos los destructores

Aprendamos a votar.

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 73

Carlos Alberto de la Cruz Suárez

  -   Publicado el Domingo, 29 Abril 2018

Mi amigo el árbol

Soy yo, mi querido amigo, quien te habla,
recuerda que crecimos juntos de la mano;
Fue en esta pradera que con tu padre me sembraron,
durante años me cuidaste,
me diste de beber y limpiabas mis hojitas,
crecimos juntos tú y yo como hermanos.
Me leías cuentos todas la mañanas,
e incluso grabaste en mí el nombre de tu primera novia.
Durante el verano te cobije
bajo la frescura de mis ramas,
recuerdas cuánto te alegraste
cuando vino a anidar una familia de gorriones
y cuando al fin pude dar mis primeros frutos,
dijiste que eran los mejores.
Hoy estás parado junto a mí,
me ves como a tu peor enemigo
y me lanzas los primeros hachazos de tu arrogancia,
de tu desprecio,
de tu codicia,
de tu inmundicia,
¿qué te hice yo?
si sólo te di mis sombras,
te enseñé a pararte firme ante las desgracias,
me duele profundamente, hasta las raíces,
cuando dices que esto lo haces por el progreso,
para construir tu hogar,
¿dime ahora, dónde vivirás cuándo no esté yo?
¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 65

Pedro Antonio Segura

  -   Publicado el Sábado, 07 Abril 2018

LA TIERRA QUE HABITAMOS

 

La Tierra que habitamos

Es la Tierra que pisamos,

La que nos alimenta

Con su vergel de dones

Y nos ha hecho semejantes a ella

Para mirarnos en su espejo.

La Tierra tiene el corazón de la vida

Latiendo en nuestros actos irresponsables.

La Tierra nos mira de frente

Y nos muestra su fragilidad

Ante nuestros ojos invisibles

Por no querer ver las miserias

De este mundo egoísta

Dormido en sus laureles.

La Tierra grita en el olvido callado

De un planeta que se queda sin recursos

A sabiendas de que lo sabemos.

La Tierra quiere levantar su voz,

Y con ella golpearnos en el cerebro

Para que despertemos

de nuestra cómoda apatía

juntando nuestras manos

para levantarla a su cielo,

Y sostenerla con las bondades

de sus ilimitados recursos.

La Tierra que habitamos

Es la Tierra en la que vivimos,

Soñamos, sentimos, morimos...

Y nos ha hecho a su imagen y semejanza

Para preservarla y perseverarnos.

 

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 39

Luixi Manchado

  -   Publicado el Miércoles, 18 Abril 2018

EL POEMA SOLIDARIO DE UNA ENCINA

Bajo la milenaria figura

de una frondosa encina

entre colores, sabores y olores

divisamos en la lejanía otros lugares.

 

Un blanco manto helado

rodea sus frondosas ramas

y de ellas, gota a gota

un riachuelo de lágrimas

se desliza sobre un suelo congelado

 

La encina serpentea sus raíces

en busca de otros parajes

para unirse en un abrazo

con otro árbol cercano...

 

Extendiendo juntas sus ramas

van acortando distancias

y entre un mar de colores

comparten amplias sonrisas

con otros árboles.

Autora : Luixi Manchado Manchado

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 25

javier moyano lizana

  -   Publicado el Martes, 15 Mayo 2018

Un dia el sol bebera

Muchos Mayos atras cuando las flores crecian,

que invierno hemos creado con la televisión encendida

y que brisa bismuta extinguida has probado

si cuando cruzas la puerta de  tu casa crees que has pecado.

 

Que diferente el Sol con ese tono nevado

y cuando sales de tu casa miras hacia abajo

y cuando rompes a llorar es acido embocado,

es polvo en tu ojos, mas al agua no han invitado. 

 

Muchos Abriles jamas te han esperado

y derramando perjurios te han superado,

esperando al verano eterno,

aquel del sol anaranjado

aquel de aguamarinas y sales dibujando fango.

 

Y abandonas tu hogar reciclando carambanos

colgados de tus muros, tan altos, tan altos,

seca la boca trapo, idea de bereber,

dejaste seco el rio

sosten de mi amanecer.

 

 

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 25

Salomón U

  -   Publicado el Domingo, 22 Abril 2018

Sequedad y abundancia

¿Qué es de aquel, que deseoso

espera una gota de esperanza?

Aquel, que indignado y colérico

maldijo una inofensiva garúa,

que humedecía los campos secos

y rememoraba la niñez del anciano.

 

Aquel, que fleático e indiferente,

derrochaba litros en naderías,

que bellaco, eludía un vaso de agua a su hermano

y corrompía aguas, del aún productivo riachuelo; 

cuando aun los algarrobos envedercían la vecindad

y los niños con baldes se acorralaban,

prescindiendo ellos, del árido futuro.

 

Hoy, tras una dilatada temporada de sequedad,

se asoman nuevamente las nubes cargadas,

ahora más incesantes e impetuosas

las gotas del día y la noche,

frustrando a él, a ella y sus alrededores,

por alimentar su furia,

al degradarla en sequedad y abundancia.

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 20

Johan Cladheart

  -   Publicado el Viernes, 27 Abril 2018

Si no fuéramos nada

¡Haced que suenen los tambores!

Oíd a los omnipresentes:

aquí están los devoradores

de las madres de las serpientes.

 

Estoy haciendo testamento.

Os dejaremos indecencia:

calles manchadas de cemento,

una espiral de obsolescencia.

 

He de destruir para crear.

No sé si hay solución para eso:

hay quien se escuda en un altar,

mas yo soy un creador confeso.

 

Veo a hienas salir de caza.

Ríen con sangre entre los dientes:

Hemos regado de melaza

el hueco de las simientes.

 

No habrá futuro sin presente.

¿Hasta cuándo nuestra mirada?

Mejor seríamos ausentes.

Mejor si no fuéramos nada.

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 19

Silvia Gabriela Vázquez

  -   Publicado el Domingo, 27 Mayo 2018

Plegaria de la tierra

Río fue un día

después la negligencia...

hoy es desierto.

 

Mi haiku es cierto,

denuncia la indolencia:

sal en la herida.

 

La paz anida

allí en la conciencia

de la utopía.

 

¿Mar o sequía?

No lo sabe la ciencia

sino tu alma.

 

Un mundo en calma

que escuche la advertencia

(sabia) del agua.

 

El futuro se fragua:

agua dulce -su herencia-

aire puro y dos alas...

 

             Silvia Gabriela Vázquez

 

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 17

Alejandro

  -   Publicado el Miércoles, 18 Abril 2018

Reflexiones

Bebo de ti sin detenerme,

con mi sed que parece eterna,

pues no encuentra la forma de llenar

este vacío que me envenena,

que me desborda y me quema,

haciéndome desear de ti,

hasta la última gota.

 

A veces recuerdo la infancia,

cuando la inocencia disfrutaba

y mi preocupación era el día a día,

tus valles y praderas recorría

maravillándome con lagos y mares,

temiendo a lo que desconocía.

 

Algunos entre susurros me llaman,

recordándome ese temor que por ti sentía,

pero la vuelta a la inocencia no está programada

y mi sed lejos está de ser apagada

¿Qué importa si lo gris reina mañana,

si en el hoy esta sed me resulta placentera?

¿Qué más da si desaparece lo que conozco?

 

Cuando en este vacío...

 

A gusto me encuentro.

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 15

Néstor Quadri

  -   Publicado el Jueves, 26 Abril 2018

Sostener la creación

Los humanos al provocar la guerra

deterioran con ella el medio ambiente,

y al apuñalar la vida en la tierra

todo se extingue irremediablemente.

 

Si los árboles son bombardeados

no permiten que las aves aniden,

y en la mar los misiles propulsados

matan a los peces que la residen.

 

Si las balas originan estruendo

los cantos de pájaros no aparecen,

y las flores chamuscadas o ardiendo

no tienen mariposas que las besen.

 

La naturaleza es el estandarte

y el amparo de la vida el bastión,

erigiendo la paz como baluarte

podremos sostener la creación.

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 11

sheila soutto

  -   Publicado el Martes, 01 Mayo 2018

La magia de la utopía.

Escurrimos magias de utopías.

Somos responsables del futuro de nuestro mundo, nuestro hogar tal cual lo manipulemos.

Poseemos la fuerza de más de cien titanes.

Procurando que nuestras manos sirvan para curar, para crear, para guiar; pero no fortalecientes de destrucciones.

Mil más cien utopías giran en mi cabeza;

Desde los ríos de aguas cristalinas con sus peces voladores de mil colores.

El chasquido del agua pura saludando a la costa de arenas limpias

sin ningún desecho, ni basura.

Subiendo por la playa, se dibuja una vegetación que respira color y rico sabor.

La madre naturaleza ha vencido;

A las lluvias asidas, a las grandes fábricas.

En el espacio de mi utopía circundan risas y cantos, música de aves.

Las personas aquí visten su mejor sonrisa, despojados de vestiduras de  marcas.

Aquí el dialogo es ameno y constante.

Si existe tecnología, limpia y no contamina.

Optimiza el proceso de reciclaje, hasta se le encontró el parche para la capa de ozono.

Gracias a sus avances; hoy existe una inyección para curarte del cáncer y del sida y otras enfermedades  más que no tenían cura.

Educamos a nuestros niños en una comuna abierta, brindándole opciones y dándoles la libertad de aprender jugando.

Desde muy temprana edad les enseñamos a cuidar desde el suelo en que pisan hasta la criatura más indefensa de nuestro mundo.

En esta utopía se borraron de los mapas las fronteras somos todos uno.

Vivimos en comunas, con una gran tecnología.

Nuestros niños solo conocen las armas por libros de historia.

Hoy la energía nuclear se usa solamente en medicina.

La energía que consumimos es renovable, eólica, geotérmica, hidroeléctrica, mareomotriz, solar undimotriz, la biomasa y los biocarburantes.

El petróleo y sus derivados solo figuran en definiciones en el diccionario.

La madre tierra nos ha obsequiado por nuestro cambio, la longevidad sana, libre de enfermedades y  muy digna.

El cambio tan rotundo que le dimos a nuestro mundo favoreció hasta la partícula minúsculamente atómica.

Tanto nosotros como cada criatura o ser en este suelo gozan de una favorable salud.

En esta utopía no nos da el tiempo de tristezas, evolucionado a tal punto de comprender y ver la muerte parados desde otro punto de ideas, de evolución y no perdidas.

La violencia, los crímenes, y demás atrocidades ya no son parte de nuestras realidades.

Porque no existe la hambruna, ni el poder económico.

Escurrimos magia simple de utopía de que todo lo que puedes será.

Será posible en manos de nuevas mentes.

 

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 8

Jhon Deivy Torres Vidal

  -   Publicado el Miércoles, 09 Mayo 2018

EL HOMBRE ABRE SU RUINA

El Hombre apresura sus pasos homicidas,

Pero vendado hasta los sesos

No repara en que el atajo es suicida.

 

El Hombre se ufana de ser juez de sus días,

Pero su escaso esqueleto

Es regido por la Muerte y la Vida.

 

Insostenible el peso que hunde sus costillas

En polución y cieno.

Su paso esparce el lodo, su peso es la avaricia.

 

Para medrar, el Hombre, recusa, contamina

Convirtiendo en desecho

Los terrones que pisa en su hueca estampida.

 

El hombre es para el Hombre más que un lobo: saliva

Frente a un mísero espejo

Cuando ve desdoblada su apariencia agresiva.

 

El hombre desempeña los roles de agresor y de víctima.

Paranoico moderno,

encarna el vil drama donde solo se arruina.

 

Sin paz corre hacia el límite. El límite es su vida.

Ya gastados sus huesos

Caerán como despojos que el tiempo tuerto olvida.

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 8

Pedro Martín Vidal Pineda

  -   Publicado el Viernes, 20 Abril 2018

Alma

Alma, mi alma has amado mucho, tienes mucha libertad, no puedo detenerte nadie puede compararte, tus manejas tus emociones, te separa de mi cuerpo, te digo adiós, alma me dejas sólo en este planeta, tú te vas a un nuevo mundo, antes que desaparezcas quiero decirte adiós y gracias, mi cuerpo está enterrado.

envuelto en sábanas blancas, mi alma lo ve por última vez, mi alma está encerrada como un esclavo de mi cuerpo, no sufres más. Alma que no extraña más el amor, el odio ni el dolor, por eso quiero decirte adiós.

Sé que no puedo detenerte alma no me pertenece, eres libre sé que ya no volveremos a vernos ahora tú estás en un lugar hermoso adiós.

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 7

Alejandro Guardiola Pardell

  -   Publicado el Martes, 01 Mayo 2018

AQUELLA NUBE QUE NO PASA

Esta nube que cruza el horizonte

que se mofa detrás de las cortinas

que a cuclillas se esconde en el armario

luciendo sin vergüenza sus corbatas

 

Y como quiera que ni a Dios respeta

milagros no esperamos, que locura

y en la barra te juro, no se duermen

brindando por el que no tiene nada

 

Con el brillo del sol que palidece

en un mundo convulso que se muere

con rumores de agua la cascada

van hablando mucho, sin decir nada

 

Agarrado a su estrella sueña el alba

manso susurra en el follaje el viento

y el hombre sempiterno entre sus males

se va hundiendo en el mundo de su holgura

 

Las olas cantan con tonos extraños

y la luna en el mar se va ocultando

la tierra calla, porque nada espera

por nostalgia, del beso ya perdido

 

En aquella temprana primavera

que arranca de mi pecho la amargura

cual muñeco que baila en una danza

viendo al niño morir sin hacer nada

 

Si por pasta las guerras no erradican

en nombre de una fe que no me entraba

y a los pobres se les cierra bien el pico

que porvenir nos espera el mañana

 

Esperando justicia bajo un puente

viven temblando aquellos refugiados

y chupa que te chupa de la rueda

van fumando tranquilos sus pitillos

 

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 5

Publica tus poemas
Difunde tus eventos
España e Hispanoamérica

Únete a la más importante...

Red Social de Poesia

Suscríbete al Boletín

museos-200-01

blog-soypoeta-home-200-01

Banner

Mario Benedetti

 

Publicidad gratuita:

Publica tu libro con Bubok

Casa del libro