FacebookTwitterLinkedinRSS Feed

Ricardo sentimientos ocultos - Viernes, 06 Abril 2018

CONTAMINACIÓN AMBIENTAL

El cielo ya no es tan celeste desde que nuestros ojos vieron su interior. Todo parece nublarse, una cortina difícil de abrir en cada mañana, me pregunto si son cómo las eternas noches y dónde el sol es cómo la luna.

Los automóviles que circulan en ciudad en ciudad, emana ese gas contaminante desde sus tubos de escapes, es un cigarro encendido y qué vamos respirando. Cada parte de nuestro cuerpo se va muriendo, poco a poco sentiremos la presencia del ángel, su cuerpo con una capa de negro, con sus alas, con sus manos que nos roba la vida.

Si el cielo fuera celeste sin nublarse, entonces no hemos de ver a ciega. Si una antorcha fuera la que se mantuviera prendida solo para iluminar todo el exterior, todo un hogar y un conjunto humano en la sociedad.

Un árbol en nuestro camino, con ramas y hojas logra el alimentar de nuestros pulmones, un cielo que se despeja.

Una semilla representa la existencia humana, una para decir que los mantos de las noches no serán eternos.

La primavera suele morir, las flores se marchitan, suelen vestir trajes de color negro. Hemos errado para detener el avance de la oscuridad, una luz sobre cada camino. Al paso de los años se preguntarán: ¿dónde están los jardines de las rosas? Aquellas que se ven en aquellos campos donde el viento transita en su libertad.

Un cielo libre de contaminación se logra con la disminución de ese gas tóxico que sale de cada combustión, de cada vehículo, de cada industria. ¡Todos por un cambio!

¿Te gusta? Dale tu voto:
Votos: 1

Comentarios (0)

Déje un comentario

Usted está comentando como invitado.

Cancelar Enviando comentario...

Publica tus poemas
Difunde tus eventos
España e Hispanoamérica

Únete a la más importante...

Red Social de Poesia

Suscríbete al Boletín

museos-200-01

blog-soypoeta-home-200-01

Banner

Mario Benedetti

 

Publicidad gratuita:

Publica tu libro con Bubok

Casa del libro