Red Social de Poesía
Un servicio de...
Soypoeta.com

Descripción

Primera entrega de esta nueva sección, dedicado a las golondrinas africanas. Recuerda que puedes enviar tus propuestas, sólo tienes que escribirnos a Twitter: @petitsuise6 / @sergio_rioja Juaninacka - Barman (M.I.L.F.) Son las cartas de la misma baraja. Una y otra vez, una y otra vez... Algo no encaja como debería, no sé quién robará las flores del rosal cuántico que crece en la estantería. Ya es tan tarde que el camión de la basura hace sonar la sirena y la calle está desnuda... Creo que volveré a mi balda, el perro aulla a la luna porque la gata no le araña la espalda. Llueve. Verdades, de punta, de lanza y mis preguntas son adivinanzas que se juntan en un paradigma. La esperanza es un enigma y alguien puso las verdades que buscas donde no alcanzas. Y mi venganza absurda será pillarme una curda hacia mi zurda, hacia mi ángel de guarda. Tengo ganas de una purga, de un universo malva, que Dios exista y que adore la minifalda. Con calma, sé que llegaré y si el baile empieza sin mí, lo siento en el alma. Debe ser cuestión de karma, si tanta gente me escucha es que en mi vida anterior debí ser barman. El amor no se busca, el amor te encuentra es tan valioso que hasta el desamor cuenta. Atesora los momentos de tiempo robado a la infelicidad, la verdad es algo que inventan para definir la realidad, casi todo está a la venta menos la electricidad residual de mi tormenta mental. La experiencia cura por dentro, la apariencia se desgasta a medida que pasa el tiempo. Eso hace más violento mirarse al espejo que un paisaje de cemento y los consejos no son más que un pobre intento por evitarte frustración pero no estoy atento. Ahorro aliento y vuelo a ras de nuevo, rozando los tejados, con dedos de aurora y tonos de cantante frustrado, con juegos de manos, puntos, y seis lados por dado, hecho polvo... Eso sí, polvo enamorado. Con calma, sé que llegaré y si el baile empieza sin mí, lo siento en el alma. Debe ser cuestión de karma, si tanta gente me escucha es que en mi vida anterior debí ser barman. Vengo de ver lugares hechos de fuego, amanecer y rocas lunares. Sumando impares daré con la piedra filosofal de la melancolía, sigue la melodía, llegará el día de amar cada momento triste, de recordar lo que no puedes olvidar que existe. Y querrás ser el abogado del diablo interior que se alimenta del rencor y de todo el dolor que te atormenta. Como un pez en el anzuelo, con los pies en el suelo y la cabeza en las nubes soñando el cielo va pasando el duelo, con palabras de terciopelo, cáñamo en la boca y algodón en el pañuelo. Ten calma, sé que llegaré y si el baile empieza sin mí, lo siento en el alma. Debe ser cuestión de karma, si tanta gente me escucha es que en mi vida anterior debí ser barman.

Comentarios